“El mundo sin Brando” recuerda otro momento brandesco, ahora de 1967.

Post to Twitter